Se ha producido un error en este gadget.

martes, 24 de noviembre de 2009

De vuelta...


Mierda... tres meses que no me pasaba siquiera a revisar mi blog. Me siento como cuando abandonas un par de zapatos tan pero tan debajo de tu cama que te da soberana ladilla buscarlos, y cuando por fin te acuerdas de ellos y decides alcanzarlos con un palo de escoba, los agarras recelosamente (como si fueran a hablarte en algún momento) y además revisando que ninguna alimaña vaya a darte la sorpresa saliendo de ellos:

Tiempo nojoda, tiempo. Maldito recurso que hoy en día ya no es tan renovable. Como he aprendido a apreciarlo, a valorarlo... y a mal gastarlo!

Cambio de trabajo y el consiguiente proceso de adaptación que el mismo conlleva; inicio de clases y la subsecuente dedicación a mantener las mil y un güevonadas que asignan al día; dedicación también a mi nuevo proyecto musical (pronto información aquí)... cantidad desmesurada de factores que me han impedido sentarme alguna vez durante los últimos tres meses a actualizar mi blog. Y lo mas absurdo, todos los días se me ha venido ocurriendo algo distinto sobre lo que escribir.

Hoy por supuesto, no se me ocurre ninguna.

Sobre los últimos acontecimientos, en líneas generales:

1. Que arrecho, por segunda vez veré a Metallica

2. Que desgracia de administración la que nos azota: abundan recursos para el extranjero pero al venezolano de a pié le restringen el acceso a divisas para viajar, la libertad de elegir que juego de video comprar... y hasta el libre acceso al vital líquido que si bien escasea, Venezuela no es uno de los grandes afectados por esta situación mundial. Los Derechos Humanos siendo pasados por el culo de Chávez, y el soberano (güevón) viéndolo incólume desde su casa. ¿Por que no manda a bañar con totuma a la reputa que lo parió? ¿cuando el venezolano irá a caer en cuenta de que lo que tiene en Miraflores es un empleado público mas y no un jeque, un monarca que decide por si sólo el destino de un país? Un buen misterio que ni los mayas han podido resolver...

3. Los LEONES DEL CARACAS volvieron cortando rabo y oreja. Puro poder. Ya se acabó la tan mentada dinastía de las tigresas de aragua.

Como verán sigo hablando la misma paja de antaño... los leones, el desgobierno, música... y lo seguiré haciendo!

P.D. Esos personajes que en un momento manifesté me ayudarían con el contenido del blog, se cagaron en el palo y salieron corriendo. Yo sólo contra el mundo pues... como ha de ser!